Escríbenos Dónde estamos
Mándanos un mailMándanos un mail
Haz click en:Copiar mailoAbrir mail
Mail copiado
Menu
Teléfonocómo llegar

Oda a la prefabricación

Alabar la rapidez de la prefabricación en la restauración y rehabilitación de edificios existentes es hoy nuestro principal aporte al arte de la construcción. Los nervios ante la aparente inactividad in situ tras casi tres meses de obra al fin se vieron recompensados. Con el tiempo pisándonos los talones hoy nos apuntamos un tanto al ver como en apenas dos días hemos visto levantar toda la estructura del restaurante principal, aspirante a estrella Michelin, del Hotel Jardines de Nivaria. Una estructura con sólo un margen de error de dos milímetros llegaba de madrugada en camiones desde el norte de la isla. El trabajo en taller que con cariño y cuidado requiere la ejecución de un ensamblaje en obra tan preciso llegaba al campo de juegos donde una grúa le pasaba a otra las 24 toneladas de acero que tenían que elevarse a veinte metros de altura sobre el edificio principal.

La arquitectura metálica tiene algo que embelesa por su sinceridad constructiva. Todo ello gracias a la comprensión de sus detalles con encuentros complejos aparentemente sencillos, la honestidad en su funcionamiento y transmisión de cargas y la esbeltez de sus formas. Formas que cual cuerpo desnudo nos seducen por un tiempo a la espera de ser tapadas por el resto de elementos constructivos que le irán llegando, apoyándose, sosteniéndose en ella y escondiendo sus bondades para mostrar las de otros. En esta secuencia de la obra disfrutamos este breve tiempo dejando constancia de estas estructuras que subyacen bajo la piel de los edificios.

Topógrafos, cerrajeros, ingenieros, aparejadores, arquitectos, y muchos otros profesionales celebramos un trabajo ejemplar que tras muchos meses de gestación se levantaba en apenas unas horas a sólo dos meses de finalizar la obra.

haz clic para copiar mailmail copiado